MUSCULO CARDIACO

El músculo cardíaco esta compuesto por células musculares cardíacas o cardiomiocitos. Forman parte de la pared del corazón. Son células alargadas, ramificadas con un núcleo central (a veces más de uno). El sarcoplasma que rodea al núcleo presenta numerosas mitocondrias, gránulos de glucógeno y pigmentos de lipofucsina. La mayor parte del citoplasma se halla invadido por miofibrillas de disposición longitudinal con el mismo patrón estriado del músculo esquelético.

Existen diferencias entre los cardiomiocitos del ventrículo y de la aurícula.

 

Cardiomiocitos
ventriculares

Cardiomiocitos
auriculares
Forma Largos y delgados Elípticos
Largo 60-140 µm 20 µm
Diámetro 20 µm 5 a 6 µm
Túbulos T Gran cantidad Raros o ningunos
Discos
intercalares
Prominentes, sólo en los extremos de la fibra. En los extremos y a los lados de la fibra.
Endomisio Colágeno escaso. Numerosas fibras colágenas
Otras   Producción de factor natiurético atrial.

 

Músculo cardíaco del ventrículo al MO

Corte longitudinal de músculo cardíaco. Observe la presencia del núcleo central, ramificación de las fibras (flecha roja) y discos intercalares (flecha negra). H-E x 400. Corte transversal. H-E x 400.

 

 

Músculo cardíaco al MET

Micrografía electrónica de una porción del citoplasma de la fibra muscular cardíaca. Ubique las miofibrillas, las diferentes bandas y los discos intercalares.

¿Qué son los discos intercalares?


RETICULO SARCOPLASMATICO Y TUBULOS T

El retículo sarcoplasmático en el músculo cardíaco es menos organizado que en el músculo esquelético. Compare ambas fibras.


 

Mecanismo de contracción: aunque la disposición del retículo sarcoplasmático y los túbulos T es diferente a la del músculo esquelético, la composición y arreglo de los miofilamentos es idéntico. Por lo tanto, el mecanismo de contracción es muy similar al visto en el músculo esquelético.

La iniciación de la contracción del músculo cardíaco es espontánea dependiente de un ritmo intrínseco. Nervios del sistema visceral aceleran o enlentecen este ritmo intrínseco. El estímulo inicial para la contracción es normalmente producido por un grupo de células musculares cardíacas especializadas que se localizan en nodos. Desde allí el estímulo es transmitido por otras células musculares cardíacas especializadas denominadas células o fibras de Purkinje. A su vez, el estímulo pasa de cardiomiocito a cardiomiocito a través de las uniones nexos de los discos intercalares. Estas uniones establecen una continuidad iónica entre las fibras musculares cardíacas lo que permite que trabajen juntas como un sincicio funcional.


REGENERACION

El músculo cardíaco no se regenera. Luego de la muerte del tejido el lugar ocupado por las células es reemplazado por tejido conectivo.

 

volver